China: Muere la planta de algodón que se logró germinar en la Luna

El algodón germinado en una cápsula de la sonda china Chang’e 4 no sobrevivirá a la larga y fría noche lunar…

El brote de algodón que se convirtió en la primera planta en nacer en la cara oculta de la Luna ha muerto, debido al inicio de la noche lunar, durante la cual las temperaturas pueden caer hasta los 170 grados centígrados bajo cero.

La televisión estatal CGTN informó hoy que el experimento de la sonda china Chang’e 4 había concluido y, aunque las fotos del brote se publicaron el pasado martes, el domingo 13 la nave había entrado ya en modo de ahorro de energía durante la citada noche lunar (que equivale a 14 días terrestres).

No obstante, los científicos ya habían previsto la brevedad del experimento. “La vida dentro del frasco no sobrevivirá a la noche lunar”, había comentado a la agencia Xinhuan el profesor a cargo del proyecto, Xie Gengxin, de la Universidad de Chongqing.

China se plantea construir una base lunar, quizás con impresión 3D
​►Histórico: China consigue que brote la primera planta en la Luna
¿Cómo China «escuchará el Big Bang» desde la cara oculta de la Luna?

«Durante las 212,75 horas desde el encendido al apagado, la carga funcionó bien. Algunos de los resultados excedieron nuestras expectativas», añadió.

La fuente precisó que la fotografía que distribuyó el martes 15 la Agencia Nacional Espacial de China (ANEC) en la que se ve el brote «creciendo de forma saludable» fue tomada el pasado día 12 a las 20.00 hora local (07.00, en el Perú).

Según Xie, también decano del Instituto de Tecnología Avanzada de la Universidad de Chongqing, el experimento les ha servido para obtener «una inmensa cantidad de información valiosa».

En cualquier caso, el científico señaló que el principal objetivo de este experimento era «la popularización de la ciencia».

De hecho, la idea de llevar a la Luna una carga biológica fue seleccionada entre 257 sugerencias realizadas en 2016 por estudiantes universitarios y de institutos del país asiático.

La sonda Chang’e 4, que el pasado 3 de enero alunizó con éxito en la cara oculta de la Luna por primera vez en la historia, llevó consigo semillas de algodón, colza, patatas y arabidopsis, así como huevos de mosca de la fruta y algunas levaduras, con el propósito de poder crear una «minibiosfera simple», aunque sólo el algodón prosperó.

La ANEC explicó que los organismos se descompondrán de manera gradual en el recipiente en el que se llevó a cabo el experimento y no provocarán daño alguno al entorno lunar.

Fuente: EFE

Síguenos en Twitter…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: